jueves, 14 de febrero de 2008

Teotihuacan



Como broche de oro de muestro viaje, fuimos a Teotihuacan: "el lugar donde nacen los dioses".
Como a Maria en Chichen Itza, a mi me pasó que llegamos a este lugar y tuve una sensación muy rara, una mezcla de emociones: alegría, ganas de llorar, no se... era demasiado fuerte para mi estar ahi.
Yo conoci Teotihuacán hace algunos años, cuando estudié en en Historia del Arte las Civilizaciones precolombinas, y ahi me enamoré de este sitio hecho con una cosmovisión a partir de la cual todo se relaciona con la naturaleza: el sol, la luna, las estrellas, las montañas, los cuatro elementos, los cuatro rumbos, las dualidades femenino - masculino... en fin, es largo pero puedo asegurar que absolutamente interesante.
Pero claro, yo lo conoci en libros y fotocopias... algo bastante distinto fue estar ahi, meterme en la fotocopia, subir la pirámide del sol, la de la luna y empezar a respirar ese aire...
Cada tanto se escuchaban unos sonidos raros, como silbidos. Es gente del lugar que vende, entre otras cosas unas ocarinas y otros instrumentos parecidos (no recuerdo el nombre) que imitan el sonido del águila y el del jaguar (animales sagrados para esa cultura), con los que hacen un sonido muy bello. Ahi conoci a Jose Antonio, un señor muy amable que se acercó a ofrecerme una ocarina, y me quedé un ratito charlando con el sobre la cultura teotihuacana, su amabilidad y su paz me transmitió lo mismo que el lugar en general: un bienestar y una tranquilidad, que no me daban ganas de irme de alli.
De todas formas se que voy a volver, asi como siempre supe que iría.




INFO ÚTIL PARA QUIEN QUIERA IR A TEOTIHUACAN:
De México DF, estacion de autobuses del Norte sala 8, sale el micro que va a Teotihuacán, dice "pirámides". Cuesta 31 pesos mexicanos. El viaje es de mas o menos una hora, hora y media.
La entrada al sitio arqueológico cuesta lo mismo que Chichen y Uxmal, 98 pesos mexicanos.
Es recomendable ir temprano, porque el recorrido es largo y si te agarra el sol del mediodia te mata (Magali, mi otra compañera de viaje, sabe de que hablo).
Mucho protector solar!!!
Mucha agua

lunes, 11 de febrero de 2008

De vuelta al DF: Museo Frida Kahlo


Luego de nuestra mini gira por el sur de México volvimos al DF. Nos habia quedado pendiente visitar la Casa Azul en Coyoacán: el museo de Frida Kahlo, donde vivió con Diego Rivera.
Yo sentía que no podía irme de México sin haber ido a ese lugar porque admiro profundamente a Frida Kahlo y pensé que su museo estaría plagado de sus obras. Grande fue mi sorpresa al no encontrar en él más que cuatro o cinco, lo demás son exhibiciones de pedazos de sus vidas privadas: cartas, diarios, fotografías y libros dedicados, objetos que usaban cotidianamente.
Debo decir que me interesa ver algunas cosas que pertenecieron a un artista que admiro, y de hecho hice el recorrido con gusto aunque no me detuve demasiado, pero no será mucho dedicar todo un museo solo a eso? y su obra?
De todas formas es interesante y vale la pena visitarlo.

INFO ÚTIL PARA QUIEN QUIERA VISITAR EL MUSEO FRIDA KAHLO:
Está situado en Coyoacán: Londres 247, colonia del Carmen, México DF.
Metro linea 5 dirección Universidad, estación Coyoacán, de ahi es solo cuestión de preguntar y llegás caminando algunas cuadras.
www.museofridakahlo.org
relacionespublicas@museofridakahlo.org

Oaxaca


La mañana del 27 de enero, llegando a Oaxaca me desperté en el colectivo y me impresionó lo familiar que me resultaba el paisaje: me recordó al camino que alguna vez hice en un viaje de mochileras al norte de mi querida Neuquén, la Cordillera del viento. Inmediatamente saqué la cámara y tomé esta foto. Ahi me di cuenta que tomo fotografías porque no tengo memoria visual: nunca me hubiera acordado de ese paisaje si no lo hubiera visto de nuevo...

domingo, 10 de febrero de 2008

Uxmal, hogar de iguanas

Sitio perdido entre el bosque y las montañas, sus edificaciones son custodiadas por un ejército de iguanas que observan cautelosas el deambular de los escasos intrusos que se atreven a visitarlas. Las construcciones están muy bien conservadas lo que permite al visitante imaginar que se sumerge en la historia invitado por este pequeño lugar plagado de escaleras que suplican ser recorridas aunque la humedad y el calor nos hagan desear lo contrario.

Puebla, con gusto a poco



Las pocas horas que estuvimos en Puebla alcanzaron para que nos encante su belleza. Ciudad detenida en el tiempo, llena de edificios antiguos y hermosos que hicieron que recorrer el zócalo fuera un placer. En una muy tradicional feria llamada “El Parián” compramos algunos dulces típicos; ya cerca del atardecer sus alrededores se inundaron de gente y nos perdimos entre las vidrieras, terminamos la noche tomando un “frapuccino” y sacándonos fotos frente a la catedral.


viernes, 8 de febrero de 2008

Oaxaca: ferias y mercado

Allí estuvimos dos días, quizás incentivadas por la calma del lugar, bajamos las revoluciones y nos propusimos simplemente conocer la ciudad. Oaxaca es un lugar bello por donde lo mires, está ubicado al pie de una montaña y las casitas cuelgan de sus laderas. Sus calles son coloniales y bulliciosas, conocimos sus ferias y su mercado, lugares realmente pintorescos con innumerables puestitos abarrotados de todo lo que imagines, principalmente recuerdos para los turistas, aunque no falta la carnicería o la verdulería. Fue en un bar frente al zócalo (que luego del de Coyoacán fue el que más me gustó) donde tomamos tequila, ritual que no podíamos dejar de realizar, nos calentó el cuerpo y el alma; esa noche nos fuimos a dormir contentas, con la sensación de que por fin habíamos llegado a México.

Palenque de mis amores




Llegamos a la terminal por la mañana, dejamos nuestras mochilas y fuimos a desayunar. Como una milanesa de pollo (sugerencia del desayuno número 2 del menú) nos pareció mucho, tomamos un universal café con leche y tostadas, allí averiguamos como ir al sitio arqueológico y terminado el desayuno nos dispusimos a esperar el transporte. Llegó en 10 minutos y nos subimos al “pesero” (combi que funciona como un colectivo y cuesta 10 pesos hasta las ruinas). A medida que la combi avanzaba nos íbamos internando en la selva espesa y húmeda. Palenque es un lugar impresionante, las piedras de las ruinas contrastan con la vegetación de un verde profundo. A mi me recordó a Machu Pichu y quizás por eso me gustó tanto. Al igual que Chichén o los Foros Romanos, me conmovió su inmortalidad; lugares que creados por hombres los sobreviven, los engrandecen, los perpetúan.

La contradictoria Mérida

Mérida, nuestro primer alto en la península de Yucatán, es (en apariencia) una ciudad llena de calma, de casas bajas y un sol acuciante, aún estando en pleno invierno mexicano; no obstante, durante la noche en los alrededores del zócalo, la ciudad deja caer su velo de calma y se llena de gritos de los vendedores ambulantes, de la gente que se sienta a descansar o pasa por allí, y sobre todo del canto de los pájaros; nunca había escuchado ese sonido, no sé si se debía a algo en particular, pero debo decir que quedará en mi recuerdo. Si uno se aleja del centro, la calma regresa y se pueden recorrer sus calles casi en absoluta soledad. Fue así como mis amigas y yo encontramos un barcito en el paseo Montejo en donde degustamos una sabrosa tablita mexicana (que de “tablita” no tenía nada porque traía una cantidad enorme de comida). Dejamos Mérida por la noche, sus callecitas llenas de luces nos acompañaron en la despedida.


Uxmal




Dia 4 de nuestro viaje. Uxmal. BELLO!
No puedo decir nada más, prefiero expresarlo con las fotos que tomé.








INFO ÚTIL PARA QUIEN QUIERA IR A UXMAL:
De la estación de autobuses de segunda en Mérida sale el micro. No es mucho viaje porque esta cerca. Es un sitio menos explotado comercialmente que Chichén, por lo que uno puede recorrer tranquilo entre la naturaleza y las construcciones. No se puede fumar dentro del parque. La entrada sale lo mismo que en Chichén: 98 pesos mexicanos. Hay iguanas por todos lados y, lo mismo que para todos estos lugares de calor y humedad: mucho repelente de insectos y mucha agua.

Chichén Itzá

video

jueves, 7 de febrero de 2008

Sobre Chichén

Después de viajar casi 24hs, de pasar un día en el inabarcable D.F y otro en Mérida, finalmente llegamos a la primera pirámide de nuestro recorrido. Ante mi sorpresa, cuando la vi se me llenaron los ojos de lágrimas, puedo confesarlo ahora porque en ese momento sinceramente me dio verguenza por lo que ni siquiera se lo comenté a mis "cuatAs". Es simplemente impresionante, sólo saber que esta ahí desde hace muchisimo tiempo y se mantiene erguida, imponente, y casi perpetua, me eriza la piel. Yo, a diferencia de mis compañeras en esta aventura, no sé nada de arquitectura ni de arte, por lo que mis impresiones son simplemente comentarios desde el corazón; y es desde ese lugar que les comento que mi intención era simplemente conocer, ver, llenarme de cosas los ojos, y por suerte este lugar y México en general sobrepasó mis expectativas.
Por fin una pirámide!!!
Chichén Itzá: antiguamente capital maya, hoy un lugar turístico lleno de gente extranjera y de venderores ambulantes que tienen ahi su puestito de venta de recuerdos, más los que te persiguen por todo el parque para venderte desde agua hasta unas máscaras buenísimas, o unos instrumentos de caña bambú que se llaman Tun Kun, con los que al parecer hacian percusión los mayas.
Todo el predio "visitable" de Chichén es impresionante (hay más sin explotar). En 4 km cuadrados se puede recorrer desde la pirámide central ("el Castillo") hasta el grupo de las mil columnas ("Templo de los soldados"), pasando por el Juego de Pelota o el cenote sagrado ("Pozo de los sacrificios").
Es indescriptible la sensación de estar ahi, en contacto con la naturaleza y con otra cultura, y como es algo que hay que vivir para saber de que se trata, recomiendo ampliamente ir. Pero con respeto.




INFO ÚTIL PARA QUIEN QUIERA IR A CHICHÉN ITZÁ:
El pasaje desde Mérida en autobús de primera clase sale 92 pesos mexicanos (9 dolares). La entrada al sitio arqueológico sale 98 pesos mexicanos.
Hay que ir temprano porque sino te asás bajo el sol.
Llevar agua, porque ahi venden, pero es muy cara.

Ponerse mucho repelente de mosquitos.
El parque cierra a las 5 de la tarde.

Mérida - El Progreso

Llegamos a Mérida, ciudad colonial en la Península de Yucatán.
Ni bien llegamos nos fuimos a una playa cerca, "El Progreso": no fue lo que mas me encantó, ni la idea que yo tenía de las playas mexicanas, estaba llena de gaviotas, pero saqué unas lindas fotos, nos tomamos unos mates, compramos caracolitos lindos de esos que no se encuentran en la orilla, y nos volvimos. Pintoresca.

INFO ÚTIL PARA QUIEN QUIERA IR A MÉRIDA:
En Mérida hay hostels baratos, pero nosotras fuimos al Nómadas, tiene toda la onda, esta bien ubicado, tiene todos los servicios y es relativamente barato. (Cabe aclarar que no le hago propaganda porque no recibo un peso por esta información, solo estoy transmitiendo mi experiencia para quien le pueda ser útil). Ahi también pudimos dejar la habitación a la mañana y, por unos pesos mas, teníamos acceso al resto de los servicios sin pagar una noche más, ya que nos íbamos esa noche.
Desde Mérida se puede ir a los cenotes (lagunas subterráneas muy bellas, consideradas sagradas para los mayas); a Chichén Itzá; a Uxmal, Sayil y Kabah (ruta maya).

*Cómo ir de Mérida a Progreso: Hay un micro de segunda que va, tarda mas o menos una hora y cuesta 30 pesos mexicanos.

*Cómo ir de Mérida a Chichen Itzá, Uxmal, Sayil y Kabah: Hay micros de primera y segunda, se toman en terminales diferentes. Nosotras fuimos desde la terminal de primera a Chichén y desde la de segunda a Uxmal. Sayil y Kabah nos quedó pendiente.



miércoles, 6 de febrero de 2008

DF

Llegamos a DF después de 24 horas desde que salimos de La Plata (entre el viaje a Ezeiza, la espera en el aeropuerto, migraciones y aduana, las escalas, la llegada, la perdida que nos pegamos en el aeropuerto de DF y el viaje desde el aeropuerto al hostel... ufff!!!)
Pero no importa, estamos en el zócalo (plaza central, donde antes que llegaran los españoles, se levantaban los templos de Tenochtitlán) y esta es la barroca Catedral de México... se ve mas linda en la foto que en vivo y en directo. Esta hundida. Tiene unos retablos horribles que dan miedo. Hubiera preferido que estuvieran las pirámides y el lago Texcoco.

INFO UTIL PARA QUIEN QUIERA IR A MEXICO:
En el aeropuerto del DF hay taxis seguros: uno va a la ventanilla que dice "taxi autorizado" y compra el boleto ahi, mencionando la dirección a la que va, con lo que se ahorra un disgusto porque en general los taxis cobran lo que quieren y hasta te pueden asaltar. A nosotras de todas maneras nos salio bastante caro (190 pesos mexicanos), pero ibamos a Coyoacán, un barrio que esta lejos del aeropuerto.

Esperando salir

Ezeiza, amanecer del 21 de enero de 2008. Estamos María, Maga y yo esperando en el avión para salir a nuestro viaje por tierras mexicanas.
Nos espera un largo dia de aviones y aeropuertos, pero finalmente llegaremos...